¡Hola creadora! El aceite de ricino es un tipo de aceite vegetal que tiene muchos usos cosméticos y médicos. Sus propiedades hacen que sea un producto capaz de resolver varios problemas y hoy te explicaré cómo puedes utilizarlo. Quédate hasta el final y toma nota, para que puedas poner en práctica estas soluciones.

Así que haz clic abajo donde dice “Clic Aquí Para Seguir Leyendo”.

[showhide more_text=»Clic Aquí Para Seguir Leyendo» less_text=»Mostrar Menos…»]

Soluciones a problemas con el aceite de ricino.

1. Falta de vello en las cejas.

Si tienes cejas poco pobladas y te gustaría tener más cabello en esa zona, el aceite de ricino es perfecto para solucionar esto. Puede ser un problema muy común, por muchas razones, una gran cantidad de personas pueden tener muy poco cabello en el área de las cejas. Si es tu caso y te gustaría cambiar esto, presta mucha atención.

Entre las causas de este problema se encuentran:

  • Depilaciones excesivas.
  • Envejecimiento.
  • Alopecia.
  • Dermatitis.
  • Traumatismos.
  • Estrés o ansiedad.
  • Genética.

Sea cual sea la causa, el aceite de ricino es ideal para ayudar a que te crezca mas cabello en las cejas. Para lograr esto y que resulte efectivo debes seguir una serie de pasos que te detallaré a continuación.

Instrucciones:

  • Lo ideal es que lo hagas antes de irte a dormir, para que el aceite pueda actuar durante toda la noche.
  • Lava tu cara con abundante agua y secala por completo.
  • Aplica unas gotas de aceite de ricino en la zona que deseas lograr el efecto del aceite.
  • Con un algodón esparce el aceite con un masaje circular hasta crear una capa que cubra la zona.
  • Deja actuar durante toda la noche.
  • Al despertar lava tu cara con agua y jabón.
  • Con el tiempo verás los resultados.

2. Acné.

Las propiedades del aceite de ricino hacen que sea ideal para combatir el acné. El ácido ricinoleico puede inhibir el crecimiento de las bacterias que causan el acné.

El acné es un trastorno de la piel que ocurre cuando los folículos pilosos se tapan con grasa y células cutáneas muertas. Causa puntos blancos, puntos negros o granos.

Hay cuatro factores principales que causan el acné:

  • Exceso de producción de materia grasa.
  • Folículos pilosos obstruidos por materia grasa y células muertas de la piel.
  • Bacterias.
  • Inflamación.

El acné puede llegar a dejar cicatrices o manchas en la piel, además de producir consecuencias emocionales. Por esto es importante tratarlo para que no afecte tu piel ni tu salud emocional.

Instrucciones:

  • Realiza este proceso antes de irte a dormir.
  • Para empezar debes lavarte la cara con agua tibia y luego seca.
  • Aplica el aceite con la ayuda de un hisopo o cotonete en las zonas afectadas por el acné.
  • Deja actuar durante toda la noche.
  • Al despertar lavate la cara con abundante agua y jabón.
  • Repite este proceso cada noche y rápidamente comenzarás a ver resultados.

3. Estrías.

Las estrías se forman a causa de diferentes razones, una de ellas es la ruptura de las fibras de colágeno de la piel debido al aumento o pérdida de peso. El ácido graso del aceite de ricino mejorará la circulación sanguínea y ayudará a difuminar las estrías del abdomen y muslos, aportando elasticidad.

El aceite de ricino es ideal para prevenir la aparición de estrías y para disminuirlas una vez que estas aparezcan. Así que pon manos a la obra para combatir las estrías.

Instrucciones:

  • Aplica el aceite de ricino en la zona donde tengas las estrías.
  • Masajea la zona con movimientos circulares y ejerciendo un poco de presión durante aproximadamente 20 minutos. 
  • Luego aplica calor con una bolsa de agua caliente o una manta eléctrica.
  • Deja actuar durante otros 20 minutos y retira la fuente de calor.
  • En caso de que tengas residuos de aceite retíralo con una toalla de papel.
  • Repite el proceso a diario para disminuir las estrías o prevenirlas.

4. Cicatrices.

Las cicatrices pueden ser provocadas por distintas razones. La principal son traumatismos, como cortes, golpes o quemaduras provocadas por accidentes. Y también son producidas por operaciones. El ácido graso del aceite de ricino penetra en la epidermis hasta la capa de la cicatriz actuando sobre esta borrandola poco a poco, a la vez que estimula el crecimiento de células nuevas.

Como cualquier tratamiento natural necesita paciencia y constancia para lograr el objetivo. Pero vale la pena ya que su efectividad está comprobada.

Instrucciones:

  • Aplica el aceite directamente sobre la cicatriz.
  • Esparcelo utilizando un algodón y creando una capa fina de aceite sobre la piel.
  • Déjalo actuar hasta que tu piel absorba el aceite por completo.
  • Repite este proceso mínimo 3 días a la semana.

5. Cutículas y uñas deshidratadas.

Tener las cutículas y las uñas deshidratadas es un problema muy común e incluso puede llegar a ser bastante molesto, ya que la deshidratación debilita tus uñas y las hace más propensas a quebrarse.

Entre las causas más comunes de la deshidratación de las cutículas y las uñas están:

  • El uso de detergentes.
  • El frío excesivo.
  • Enfermedades.
  • Falta de ácidos grasos en la dieta.
  • El uso excesivo de quitaesmaltes con acetona.
  • Pulir las uñas con demasiada frecuencia.
  • Usar uñas artificiales en exceso.

El aceite de ricino es un producto sumamente efectivo para solucionar este problema. Gracias a sus propiedades es capaz de hidratar tus uñas y cutículas, darles un aspecto sano y fortalecer tus uñas, evitando que se quiebren con facilidad.

Instrucciones:

  • Consigue un bol lo suficientemente grande para que te quepan ambas manos o al menos una.
  • En el bol vierte medio vaso de aceite de ricino.
  • De manera opcional puedes agregar un poco de zumo de limón para potenciar el efecto del aceite.
  • A continuación, sumerge tus dedos en el bol hasta que tus uñas y cutículas estén cubiertas por el aceite.
  • Mantén los dedos sumergidos durante 15 minutos para que el aceite actúe lo suficiente.
  • Luego de los 15 minutos saca tus dedos y retira el exceso con papel o con una servilleta.
  • Asegurate de no mojar tus manos hasta que tu piel haya absorbido el aceite, de esta manera no cortarás su efecto.
  • Puedes repetir este proceso a diario para lograr mejores resultados.

Recomendaciones:

  • Lava bien tus manos y la zona dónde vas a utilizar el aceite.
  • Cualquier objeto que vayas a utilizar para ayudarte a aplicar el aceite debe estar previamente lavado o ser nuevo.
  • Presta mucha atención durante los primeros usos, si ves una reacción adversa, suspende su uso de inmediato.
  • Si notas que tu piel se tarda demasiado en absorber el aceite de ricino, prueba a diluirlo con otros aceites a partes iguales, puedes usar aceite de oliva o aceite de maní, también conocido como aceite de cacahuete.
  • Debes tener paciencia y ser constante si quieres ver resultados. Es muy probable que no verás resultados inmediatos, pero con constancia lograrás solucionar el problema que deseas con el aceite de ricino.

Ahora que ya conoces los beneficios y usos que puede llegar a tener el aceite de ricino, estoy segura que quieres ponerlos en práctica. Así que comienza a aplicar la solución a tu problema y haz el proceso parte de tu rutina para alcanzar resultados. ¡Seguro te sorprenderás!

¡Un Abrazo Creadora Y Seguimos Conectadas Para Más Ideas Y Manualidades! 😃

Por: AA

[/showhide]